Le Havre, patrimonio mundial

c-patrick-le-bris-cuisine-annees-50.jpg

El confort moderno

Para Auguste Perret, a la calidad arquitectural de las viviendas hay que añadir también una calidad de vida innegable.

Los havreses visitan los apartamentos piloto, la disposición de las habitaciones, de la luz, del espacio, las paredes modulables, los muebles en serie, el frigorífico y la olla presión son los elementos que hay que poseer. Es la época de la gran moda de las artes domésticas. ¡Bienvenidos al universo de los años cincuenta!